RECOMENDACIONES DE UN EXPERTO PARA LAS LABORES DE CAMPO DE UN HUERTO DE NOGAL EN EL MES DE MARZO

Por Miguel Carus
Asesor Técnico
Nogaltec Chile

En esta edición de Infonut damos inicio una serie de publicaciones que estarán a cargo de prestigiosos expertos nacionales, que tras su vasta experiencia en asesorías de campo darán a conocer qué labores son necesarias de realizar según en qué mes del año estemos situados.

Para el tercer mes del año, el asesor técnico Miguel Carus, de Nogaltec, quien ha escrito una serie de documentos basado en su trayectoria profesional y ha participado en diversas charlas y cursos organizados por Chilenut, nos entrega sus recomendaciones en las distintas áreas de la actividad:

Riego


Antes, y durante la cosecha, es fundamental mantener un correcto estado hídrico de los árboles debido a que la calidad puede afectarse considerablemente a través de la pérdida de color de la pulpa, la que se oscurece drásticamente por la baja refrigeración que se produce en los árboles que no transpiran lo suficiente. Se debe considerar, también, que la apertura del pelón está relacionada directamente al estado hídrico del huerto, por lo que en caso de estrés hídrico en este periodo puede observase un retraso o desuniformidad en la madurez de cosecha.

Para una cosecha eficiente es de suma importancia terminar con un huerto verde y bien hidratado, ya que, de lo contrario, el follaje se comienza a caer antes o durante la cosecha (imagen 1), lo que dificulta no solo la recolección de las nueces, sino que va en desmedro de la productividad futura del huerto.

Monitoreo y control fitosanitario

- Polilla de la manzana y del algarrobo: Evaluar los tratamientos realizados durante la temporada, a través de la revisión de las primeras nueces caídas al suelo y del análisis de calidad una vez cosechado, analizando tanto el daño interno producido por la larva como también el daño externo que provoca la larva una vez lignificada la cáscara. En la variedad Chandler realizar último control de polilla hasta la primera semana de marzo.

- Arañita Roja y bimaculada. Pueden ocasionar serios problemas de defoliación si no se controló adecuadamente durante el verano, dificultando la cosecha, además de disminuir reservas a la planta para la siguiente temporada. Si existe un ataque tardío que no fue controlado correctamente, se podría realizar aplicación de acaricida hasta la primera semana de marzo.

- Phytophthora: durante este mes las plantas que presentan esta enfermedad aumentan su sintomatología (amarillamiento prematuro y caída de la hoja, nueces que quedan pegadas en los dardos, etc), por lo que se debe realizar un marcaje de las plantas enfermas para poder evaluar el grado de infestación y su control.

Fertilización de reservas


En huertos en producción, durante este mes es importante regular los niveles nutricionales con que está terminando el huerto. Se debe considerar aplicar en unidades de N-P-K entre un 10 a un 25% del programa de fertilización que corresponda para la próxima temporada. Si los niveles de Zinc y Magnesio están bajos, estos nutrientes también deberían considerarse en la fertilización de pre cosecha.

Es recomendable realizar esta fertilización previo a la cosecha para encontrar el árbol en mejor condición (imagen 2) y mejorar la eficiencia en la absorción de los nutrientes.


Programación de la Cosecha

Aplicación foliar de Ethephon: regulador de crecimiento que permite adelantar o concentrar la quebrajadura del pelón, dependiendo de la fecha en que se aplique. La dosis de ingrediente activo es 300 a 450 ppm. Se debe aplicar una vez madura fisiológicamente la nuez. En la variedad Serr la aplicación durante la primera semana de marzo concentrará la cosecha. La variedad Chandler, después del 15 de marzo madura fisiológicamente, por lo que aplicar en esta fecha adelantará una semana la cosecha y aplicar una semana después la concentrará. Para realizar esta aplicación se debe considerar un estado sanitario e hídrico óptimo.

Es necesario revisar los equipos de cosecha, despelonado y secado, como también las bodegas de almacenaje y su fumigación. En el caso de cosechas mecanizadas se sugiere el cambio de partes dañadas de los remecedores, barredores y cosechadora. Además, se debe realizar la puesta a punto de las líneas de despelonado, cargar combustible a los secadores y realizar la mantención de los tableros eléctricos de las turbinas. Si existen equipos de medición de humedad debiesen ser calibrados.

Es importante considerar que las primeras nueces que caen al suelo, son las que no lograron su madurez fisiológica y están con algún tipo de daño interno o externo. Por lo tanto, durante el mes de marzo, estas nueces debiesen ser cosechadas y eliminadas para no afectar la calidad de la producción.